Cinco razones por las cuales contratar a una agencia de viajes es la mejor opción para disfrutar de tus días de descanso

Se acerca el momento del tan deseado viaje y miles de ideas empiezan a pasar por nuestra cabeza. Tenemos ganas de descansar de la rutina cotidiana e intentamos planear de la mejor manera posible nuestros días de disfrute ¡cuánto lo hemos estado esperando!. Te contamos en este artículo cuáles son las razones por las cuales una buena opción o, mejor dicho, la mejor, es contratar a una agencia de viajes.

 

El modo usual en que la planificación comienza es que empezamos a ver a través de la web, encontramos gran variedad de posibilidades, nos entusiasman varias pero… nos cuesta elegir. Volvemos a chequear en Internet en reiteradas oportunidades, adelantando en algunos pequeños detalles y, sin embargo, ¡queda tanto por definir! Aquí es donde entra en consideración contratar a una agencia de viajes y, si quieres saber nuestra opinión, creemos que ayuda muchísimo. A continuación, los por qué:

1- Tu tiempo, destinado puramente al disfrute

Justamente, en el ir y venir de las búsquedas web, invertimos tiempo de más porque es muy fácil perderse entre tantas posibilidades y, hasta a veces, nos desenfocamos de nuestro objetivo y terminamos buscando cualquier otra cosa. Una agencia de viajes, en cambio, optimiza tu tiempo disponible porque dejas en manos de un profesional la planificación de tus días de descanso, evitas el estrés de tener que comprar sin estar seguro de elegir lo correcto y te olvidas de un sinfín de trámites.

2- Ayuda personal de un profesional de agencia de viajes

Los profesionales del área se manejan con canales de comunicación a los que uno, como cliente final, no tiene acceso. En la agencia de viajes reciben a diario ofertas en cuanto a hospedajes y vuelos se refiere y novedades sobre la situación particular de los sitios turísticos, de las líneas aéreas y de los cambios de último momento en políticas e itinerarios, por ejemplo. Además, los agentes se capacitan permanentemente, lo cual les permite brindar una atención personalizada de acuerdo a gustos e intereses particulares y, así, recomendar (y… ¡en persona!) datos a los que de otra manera no llegaríamos

3- Se abre un abanico de posibilidades que de otra manera no hubieras considerado

La experiencia y trayectoria de quienes trabajan en una agencia de viajes hace que cuenten con un backup importante sobre las mejores experiencias en cada sitio, ya sea por haber asistido ellos en viajes de familiarización o por los relatos de clientes anteriores acerca de sus viajes. Eso se traduce en un conocimiento de valor a la hora de ofrecer tours, hospedajes, restaurantes, trayectos y demás actividades para que las vacaciones de cada persona o grupo familiar sean acorde a sus necesidades.

4- Te olvidas de la engorrosa tarea de gestionar la documentación necesaria

Como es sabido, hay varios países que exigen a los turistas visas, constancias de vacunas especiales, seguros o papeles con certificaciones diversas. Quienes trabajan en una agencia de viajes se encargan de asesorarte en estos temas: informarte cuáles son los requisitos para ingresar o egresar del destino que hayas elegido, comentarte acerca de la existencia o no de impuestos, tasas extra y demás costos a considerar y solucionarte la gestión de estas cuestiones. Incluso hay agencias de viajes que tienen acuerdos, asociaciones o sociedades con entes tramitadores de certificaciones porque, claro está, ¿quién no quiere ayuda en la engorrosa tarea de reunir la documentación indispensable para viajar?

5- Doble seguridad: en la compra y en la experiencia de viaje

Ocurre con frecuencia que escuchamos o leemos en redes sociales relatos de viajeros que comentan sus malas experiencias con tal o cual línea aérea, con determinada cadena de hospedajes o con trámites administrativos en aeropuertos, estaciones de ómnibus o trenes y hasta transporte urbano de distintas localidades. Este riesgo queda eliminado al contratar una agencia de viajes, dado que estas empresas se comprometen a brindar lo ofrecido y, en caso de que existiera un inconveniente, cuentan con una red de contactos a los cuales acudir para solucionarlo con gran rapidez y eficiencia. Por otro lado, una agencia de viajes cuidará de que te manejes en zonas seguras y con personas de confianza.

¿En qué se resumen estas cinco razones que mencionamos para contratar una agencia de viajes?

Básicamente, los puntos que hemos ido desarrollando a lo largo de este artículo se condensan en la idea de que una agencia de viajes ofrece todo en un solo lugar, optimizando tu tiempo y tus recursos y, además, con garantías con las que no contarías si lo hiciera por tu cuenta mediante Internet.

Algunos viajeros se dejan seducir por promociones que aparecen en banners de páginas web relacionadas con turismo y compran apresuradamente un paquete, un traslado o determinada cantidad de días en un hospedaje sin tener en cuenta que a veces las experiencias resultantes terminan siendo muy distintas a lo prometido por la empresa o a lo que ellos, como turistas hubieran deseado. Generalmente son acotadas a una fecha, tienen limitaciones que influyen en la comodidad y tienen en letra pequeña condiciones que no dan lugar a posteriores reclamos.

Entonces, ¿por qué preocuparte u ocuparte de cuestiones de las cuales puede encargarse una agencia de viajes cuando bien podrías dedicar esa energía a relajarte? Después de todo, ¡tu merecido tiempo de descanso debe ser plenamente satisfactorio!